IMPORTACO LOGRA LA CERTIFICACIÓN RESIDUO CERO EN SU PLANTA DE FRUTOS SECOS

martes 27 de abril, 2021

La planta de frutos secos de Importaco en Beniparrell (Valencia) ha sido certificada en Residuo Cero por AENOR. Esta certificación reconoce la gestión ambiental de Importaco, logrando que más del 99 % de los residuos generados en el centro de producción sean revalorizados y reciclados. Este proceso es esencial para garantizar una producción eco-eficiente y circular, ya que evita que los residuos lleguen a vertedero.  Esta certificación es un reconocimiento al compromiso de Importaco con la sostenibilidad, siendo su objetivo la certificación de todos los centros de producción de frutos secos antes de 2025.

La gestión adecuada de los residuos permite que se generen nuevas materias primas y se garantice la sostenibilidad económica, a la vez que se mantiene un efecto positivo en los ecosistemas y la conservación de los recursos naturales. Los sistemas de Importaco para para reducir, clasificar y reciclar los residuos generados han permitido que se revaloricen más de 5.000 toneladas de residuos anuales, generándose con ellos energía y materiales como cartón o plástico. Además gracias al programa de Acteco de recogida de tapones, Importaco ha colaborado con la Fundación Novaterra en la financiación del proyecto “un viaje a la dignidad” para la reinserción en el mercado laboral de personas en riesgo de exclusión.

Bajo el paraguas la economía circular, Importaco ha sensibilizado a toda su plantilla sobre la importancia de segregar adecuadamente los residuos para su reciclado y reutilización. Todos los centros del negocio de frutos secos de Importaco aplican una política de residuo cero, representado el centro certificado más del 60% de los residuos generados en el negocio de frutos secos.

Centros de producción ecoeficientes

Los centros de producción de Importaco están diseñados para ser ecoeficientes a través de la aplicación de medidas para garantizar la reducción del consumo de recursos naturales y la circularidad de los procesos. Actualmente, los centros consumen energía eléctrica de origen renovable, dejándose de emitir 1700 toneladas de CO2 anuales; se reciclan los residuos generados y se reduce anualmente el consumo de agua. Todos los centros de Importaco están certificados en el estándar ISO 14001 de gestión ambiental.